Ayamonte

La maestra Fátima Javier invita a la Ceapa a hacer huelga en pro de la calidad educativa y no por los deberes

Fátima Javier

La profesora ayamontina Fátima Javier ha publicado una carta abierta en la que invita a hacer huelga para mejorar las condiciones del sistema educativo pero no por los deberes.

La también columnista de HuelvaHOY, en su muro de Facebook, cuestiona los continuos cambios en las leyes de educación, la falta de medios y las elevadas ratios, tal y como recogen diversos medios, entre ellos La Sexta.

Fátima Javier

“Hagan huelga para que se prohíba que cada partido que alcanza el poder cambie de sistema educativo y vuelva loco a docentes y alumnos. Hagan huelga para que en este país nuestro tan extravagante suban el PIB del 4% al 8%, que es lo que hacen en los países nórdicos, pues invertir dinero es hacerlo en calidad educativa”, así de rotunda se ha mostrado la docente en su misiva dirigida a la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos (CEAPA) por la huelga de deberes.

Javier explica que ha decidido apuntar “otros motivos para hacer huelga” y lamenta también que no se cubran “las bajas de los maestros” y la “sobrecarga educativa”, según recoge eldiario.es.

Fátima Javier en Cualquier Tiempo de Canalcosta TV

Asimismo, insiste en la importancia de exigir “que las aulas estén dotadas de material tecnológico adecuado” y que bajen las ratios.

Finalmente, concluye diciendo que una vez que se haya hecho huelga por todo esto, “tendrá sentido lo de los deberes” y que así podrá reconciliarse “con la idea de que el maestro de España sea valorado”.

La misiva ha provocado una cascada de reacciones en dicha red social por parte de cientos de personas que la han comentado o compartido.

Este es el texto íntegro de la carta:

“La CEAPA, que es la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos, ha convocado una huelga de deberes para los fines de semana de este mes de noviembre. El objetivo es reivindicar la recuperación del tiempo libre de los alumnos y su familia y pedir su eliminación total. A mí me gustaría mucho que la CEAPA tuviera a bien leer este escrito que realiza desde el desconcierto una maestra de escuela.

Porque me encantaría apuntarles otros motivos para hacer huelga. Allá vamos. Hagan huelga, por favor, para que de una vez por todas se prohíba que cada partido político que alcanza el poder cambie de sistema educativo y vuelva loco a docentes y alumnos.

Captura del Facebook de Fátima Javier

Hagan huelga, les ruego, para que en este país nuestro tan extravagante suban el PIB del 4% al 8 %, que es lo que hacen en los países nórdicos como Finlandia, pues invertir dinero es hacerlo en calidad educativa.

Hagan huelga, les pido, para que se cubran las bajas de los maestros cuando nos ponemos enfermos y así no haya que repartir alumnos/as por todas las clases, con la sobrecarga educativa que eso supone.

Hagan huelga, les suplico, para que las aulas estén dotadas de material tecnológico adecuado, pues de cada diez sólo dos disponen de pizarras digitales y (oh) maravillas tecnológicas que usamos en las casas con naturalidad, como ordenadores y tablets.

La pizarra verde y la tiza tiene una estética romántica adorable, pero queda obsoleta en relación a cómo avanza nuestro mundo. Hagan huelga, les reclamo, para que en las clases de lugares como Andalucía no se asen de calor los niños y niñas, pues muchas aulas no disponen de aire acondicionado y lo pasan realmente mal.

Hagan huelga, les solicito, para que la ratio, que es la relación numérica entre alumnos/as y profesor/a, sea de quince niños y no de veinticinco y que se instaure de manera eficaz la figura del maestro de apoyo, tan necesaria para el avance del alumnado con dificultad. Y si hacen huelga por todo eso, entonces para mí tendrá sentido lo de los deberes y podré reconciliarme con la idea de que el maestro en España es valorado.

Mientras, pensaré que, en líneas generales, somos lo que parecemos ahora mismo: personas impresionadas por esa huelga que nos pone en el punto de mira como si fuéramos muñecos a los que hay que derribar en un puesto de feria”.

Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

To Top