Detenidos por sustraer un vehículo del taller y pedir un 'rescate' de 1.500 euros

La Guardia Civil logra recuperar el automóvil e identificar a cuatro personas implicadas en la operación frustrada

N. A.

Los hay sin freno y acaban detenidos. La Guardia Civil ha arrestado a tres a los que acusa de sustraer un vehículo en un taller y de pedir un 'rescate' por él de 1.500 euros para su devolución.

Ha sucedido en la localidad sevillana de Mairena del Alcor. Todo comenzó con la denuncia de un ciudadano a principios del pasado octubre. Éste explica a agentes del Instituto Armado que había dejado el automóvil en un taller para que lo repararan y alguien “había aprovechado un descuido del mecánico” para entrar en las instalaciones, hacerse con la llave y llevarse el coche que se encontraba aparcado en la puerta, según se explica en un comunicado de la Benemérita.

Transcurren algunos días y el dueño del vehículo comunica a los investigadores que un familiar le había trasladado que el que lo había robado decía que se lo devolvería “a cambio de 1.500 euros” y que él “iba a hacer de intermediario, porque los autores eran muy peligrosos”.

Guardias del área de Investigación del municipio establecieron contacto permanente con esta persona y siguieron el rastro del automóvil al que los delincuentes fueron cambiando de sitio. En un determinado momento se habla de una posible entrega en la también ciudad sevillana de Los Palacios y Villafranca, que finalmente los agentes concluyen que era una “estrategia de despiste”, dado que luego se pasa a otro punto de la provincia de Dos Hermanas y a alguno más, hasta que finalmente localizan el coche en una gasolinera nazarena.

Los efectivos de la Guardia Civil implicados en el asunto, que habían desplegado allí un dispositivo, observan, de acuerdo a su relato, cómo llega el vehículo sustraído y otro diferente en el que el intermediario presuntamente se iba a marchar. Es entonces cuando los investigadores intervienen y logran recuperar el coche, para arrestar después a las tres personas a las que se les imputan supuestos delitos de robo o hurto de uso de vehículo y de extorsión.

El mencionado cómputo de señalados aumentó con posterioridad, tras identificarse a un cuarto implicado en la operación frustrada.