Almonte reforzará su servicio de ayuda a domicilio ante la gran afluencia de usuarios durante el verano

La gestión del equipo de gobierno anterior ha dejado un déficit de 800.000 euros anuales

undefined

El Ayuntamiento de Almonte continúa buscando alternativas para hacer eficiente la gestión en SADA, la empresa de servicio de ayuda a domicilio, después de que el anterior equipo de gobierno dejase la empresa con un déficit de 800.000 euros anuales.

La difícil situación que atraviesa la empresa municipal así como la gran afluencia de usuarios durante la época de verano en los núcleos almonteños de El Rocío y Matalascañas ha obligado al equipo de gobierno de Francisco Bella a solicitar el apoyo de empresas especializadas para garantizar el servicio de ayuda a domicilio.

Fuentes municipales cuentan a el Avispero que la empresa SADA “no puede asumir la cantidad de usuarios que viene a veranear a nuestro territorio del Rocío y Matalascañas desde diferentes puntos del país con el déficit económico que tiene”.

Para ello estas mismas fuentes señalan que como es su “obligación” atenderlos, “se ha optado por pedir los servicios de empresas de gran prestigio” para que coyunturalmente “nos echen una mano en la temporada para intentar mantener a flote la empresa”, destacan.

Con esta nueva alternativa junto a la propuesta de “sectorizar” el servicio, se pretende “mejorar tanto las condiciones de las empleadas como la eficiencia del servicio” y “estudiar la estabilización” de dichas trabajadoras” a fin de conjugar el saneamiento de la empresa con su óptimo funcionamiento".

Ahora el comité de empresa tendrá que considerar estas medidas ante “el colectivo de trabajadoras que tanto nos importa”, indican fuentes municipales.