La alcaldesa de Huelva pide una reunión a Pedro Sánchez para hablar de la falta de infraestructuras

  • Pilar Miranda ha enviado un escrito al presidente del Gobierno para“exponer las carencias históricas que tiene Huelva, conocer los planes del Gobierno y trazar un plan inversor real con una hoja de ruta que nos equipare con el resto de España”
  • La regidora invita a todos los colectivos, sindicatos, agentes sociales, administraciones y partidos políticos onubenses a sumarse “a una reivindicación justa por el futuro de Huelva”

La alcaldesa de Huelva, Pilar Miranda, ha enviado hoy una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la que le solicite una reunión “a la mayor brevedad posible” para analizar el estado de las infraestructuras de Huelva, conocer qué planes tiene el nuevo ejecutivo para resolver las graves carencias actuales y “trazar una hoja de ruta real” que permita a Huelva superar el déficit histórico que arrastra en inversiones. Miranda invita a colectivos, sindicatos, agentes sociales, administraciones y partidos políticos a sumarse a “una reivindicación justa por el futuro de Huelva”.

De este modo, Miranda cumple con “el compromiso que adquirí cuando llegué a la alcaldía”. La alcaldesa anunció en su momento que solicitaría “una reunión con el presidente del Gobierno una vez estuviese constituido el Ejecutivo. Lo hice antes de las Generales, sin conocer el resultado y dejando muy claro que lo haría independientemente de quien fuera el presidente elegido porque la prioridad es Huelva, la defensa de los intereses de los onubenses y el futuro de nuestra ciudad”. Por ello, tras la constitución del Gobierno el pasado miércoles, “hemos solicitado a Pedro Sánchez que nos reciba para exponerle todas las necesidades que tiene nuestra tierra”. La misma ha sido remitida con copia a Teresa Ribera, vicepresidenta tercera y ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico, así como a Óscar Puente, ministro de Transportes y Movilidad Sostenible.

En su carta, Miranda le recuerda a Pedro Sánchez que “debe ser obligación y prioridad de nuestros gobernantes trabajar en el equilibrio de territorial, de forma que todos los españoles dispongamos de las mismas oportunidades indistintamente de nuestro lugar de nacimiento o residencia. Un principio básico que se incumple con Huelva, donde la falta de inversiones es un mal crónico desde hace décadas ante el que la sociedad onubense no puede esperar más ni sus dirigentes podemos permanecer pasivos”.

Miranda no solo reclama inversiones para la construcción de las infraestructuras que faltan, sino también una mejora en el mantenimiento de las actuales con casos “alarmantes” con el de las conexiones por tren de la provincia que “acumulan averías, problemas, fallos, retrasos e inconvenientes que los onubenses tienen que sufrir a diario”. Huelva “merece unas infraestructuras del siglo XXI. Tenemos que exigir que se nos trate como lo que somos, ciudadanos de primera”.

Pilar Miranda recuerda que “Huelva no puede esperar más”. La ciudad y su provincia se encuentran ante un momento histórico. La revolución energética en ciernes “nos sitúa como el principal centro productor de combustibles limpios de Europa, con el segundo mayor parque industrial de España y primero a nivel energético”. Junto a ello, “nuestro sector agroalimentario es referente en innovación y sostenibilidad”. Huelva posee “un puerto emergente, consolidado por su experiencia y ubicación geográfica como uno de los principales nodos para el transporte energético y de materias primas a nivel continental. Sobre la mesa tenemos proyectos estratégicos para todo el país que permitirán a la economía nacional ser mucho más competitiva al tiempo que sostenible”.

La sociedad civil onubense se ha movilizado para reclamar aquello que “por justicia le corresponde, para lograr las inversiones con las que equipararse en infraestructuras al resto de españoles, con los que compartimos obligaciones tributarias, pero frente a los que no recibimos el mismo servicio por parte del Gobierno”. Ante esto, “las administraciones tenemos la obligación de unirnos, trabajar en sintonía y con diálogo para aportar soluciones a los problemas de los ciudadanos”.