SociedadZZ_Slider

Así será la próxima Navidad

Imagen de archivo del alumbrado navideño en Huelva

(Firma: A.J.S.)

Con las desbocadas cifras de contagios por Covid-19 y la progresiva presión hospitalaria en España a nadie escapa que las cada vez más cercanas Navidades serán fechas muy atípicas.

Casi nada de lo que ocurrió en los últimos años se repetirá en este 2020 al que muchos quieren despedir cuanto antes debido a, entre otras cosas, la pandemia que penetró en España después de haber causado estragos en China e Italia.

Aunque las fechas navideñas invitan a las reuniones familiares y a la celebración conjunta, no se descarta que las restricciones actuales puedan ir en aumento.

Por tanto, habrá que esperar a conocer la evolución de la pandemia y saber los planes al respecto de las autoridades sanitarias.

Andalucía, por ejemplo, registró este sábado más de 2.000 positivos, 118 ingresos hospitalarios y 23 fallecidos por coronavirus. Datos que obligan a la preocupación y a la consabida precaución.

Huelva, por cierto, se mantiene como la provincia con menor incidencia de esta enfermedad. Por ello, salvo que cambie la tendencia, no se prevén restricciones de carácter extraordinario o local. No obstante, conviene no bajar la guardia porque el virus sigue al acecho y en cualquier momento puede disparar los casos de contagios.

De momento, desde la Junta se mantiene un moderado optimismo al considerar que la presión hospitalaria aún se encuentra dentro de unos parámetros razonables.

Es más, el vicepresidente del Gobierno andaluz, Juan Marín, no descarta que las cabalgatas de Reyes Magos puedan celebrarse. En una entrevista en Telecinco, ha añadido que se han visto imágenes de personas presenciando el Tour de Francia con sus mascarillas y «aquí podemos llegar a situaciones parecidas».

Eso sí, se da por seguro que los cotillones y celebraciones similares tendrán que esperar, como mínimo, al próximo año.

En cualquier caso, de cara a las fechas navideñas, uno de los problemas con que podríamos encontrarnos sería la movilidad entre comunidades autónomas.

El primer ejemplo ya lo tenemos en el confinamiento de Madrid y la prohibición que conlleva para entrar o salir sin motivos justificados.

Sin embargo, algunos aún albergan esperanzas de que las cifras de positivos puedan comenzar a caer si en las próximas semanas resultan eficaces los confinamientos que se están realizando -tanto en la capital como otras ciudades del país- o si en España se ponen en marcha medidas como las propuestas en otros países europeos.

Es el caso de Francia, donde los casos de contagios se encuentran estos días disparados. Allí, dos premios Nobel han propuesto un confinamiento entre el 1 y el 20 de diciembre para disfrutar de una Navidad con el menor número de contagios posible. Desde el Gobierno del vecino país, no obstante, se ha descartado esta posibilidad.

Mientras tanto, en Cataluña las cenas navideñas serán de seis comensales como mucho de mantenerse las actuales circunstancias. De este modo lo ha anunciado ya la consellera de Salud de la Generalitat, Alba Vergés, en una entrevista para la emisora RAC1, donde también destacó que no se celebrarán las cabalgatas de Reyes en su formato “tradicional”.

Sea como sea, la Navidad llegará y con ella los últimos días de este fatídico año que ojalá y dé paso al de la normalidad. La que todos esperamos.

También te puede interesar

No se puede comentar.

Más noticias sobre:Sociedad