Firmas

En memoria de Antonio Zambrano

Antonio Zambrano

Qué fatalidad que Antonio no haya podido hacer este último regate a la vida con la misma maestría que hiciera aquellos de antaño en el césped de su filigrana. Qué dolor deja en su Huelva admiradora y tan admirada por él, qué desidia o despiste habrán tenido sus credos para olvidarle en momento tan crucial.

Esta ciudad afable y cariñosa emite la sonrisa de la consideración a quien constituyera un testimonio de valía en las artes del fútbol y que ahora se esconde en el vestuario de la muerte para desaparecer de la existencia, que no de nuestra memoria donde se mantendrá vivo con el grito más fuerte por la alegría de su gol más eterno. Que la brisa de la mar le aliente en el descanso.

También te puede interesar

No se puede comentar.

Más noticias sobre:Firmas