HuelvaZZ_Slider

Presentan queja ante la Policía tras increpar y asustar a un paciente con enfermedad mental

La Asociación de Familiares y Personas con Enfermedad Mental en Huelva (Feafes-Huelva) ha presentado este sábado una queja ante la Policía Nacional por el presunto «trato denigrante» que podría haber sufrido una persona con enfermedad mental por parte de agentes del mismo cuerpo, cuando la misma se encontraba en la calle «durante uno de los periodos breves de tiempo a los que tiene derecho legal bajo prescripción médica».

Así, según ha informado la asociación un una nota de prensa, los hechos ocurrieron el pasado viernes a las 18,45 horas en la calle Vicente Yañez Pinzón de la capital onubense cuando, según han indicado, un paciente salió a la calle acompañada de una monitora de la asociación y se sentó en un banco a tomar el aire.

En este contexto, han aseverado que un policía «le llamó la atención» y la monitora que acompañaba al enfermo le explicó la situación. Tras esto, indican que «pasados unos diez minutos, se presentó en la calle un furgón policial de donde se bajaron cuatro agentes que increparon y asustaron al paciente con malas formas», según ha señalado desde la asociación.

Por esto, la monitora que acompañaba al enfermo ha interpuesto una queja ante la propia Policía Nacional por los hechos acaecidos y ha asegurado que «de no haber estado acompañado en ese momento podría haber sufrido una crisis más grave».

Según ha explicado la presidenta de Feafes-Huelva, María Domínguez, el paciente vive solo y no tiene familiares en la ciudad por lo que se han hecho cargo desde Feafes de «su derecho a salir a la calle» según viene recogido en el decreto del estado de alarma para personas con enfermedad mental.

Además, ha indicado que tanto esta persona como su monitora llevaban guantes y mascarillas en el momento en el que sufrieron esta acción policial.

Para Domínguez es «indignante» que se haya producido esta situación por lo que ha pedido a las autoridades y a la ciudadanía en general que mantengan este permiso necesario para estas personas y «sean respetuosas con ellas», ya que su situación «implica poder realizar este tipo de salidas» que, en el caso, que se ha denunciado, «solo se utiliza una vez por semana».

Domínguez ha recordado que la situación de confinamiento tiene «un impacto muy negativo» en las personas con enfermedad mental porque rompe sus rutinas habituales, «algo que de entrada les cuesta mucho adquirir para tener hábitos saludables a los que agarrarse», por lo que ha subrayado que en estos casos, «el miedo al contagio o la angustia que se genera en cualquier persona se puede multiplicar haciéndoles muy difícil su día a día».

PUBLICIDAD

LYNCIS ENERO 2021

También te puede interesar

No se puede comentar.



Publicidad

CSIF SEPT 2020

Más noticias sobre:Huelva