PUBLICIDAD

Directo Cine Iberoamericano 2019
Recreativo de Huelva

Villarrubia de Los Ojos, posible escenario de la vuelta a la titularidad de Rubén Cruz

El encuentro que tendrá lugar este sábado a las 17:00 horas en el Estadio Municipal de Villarrubia de Los Ojos entre Villarrubia y Recreativo de Huelva puede ser el escenario para la vuelta a la titularidad de Rubén Cruz.

A pesar de que Alberto Monteagudo ha dicho en numerosas ocasiones que no se plantea cambiar su forma de jugar, su idea futbolística, es cierto que los síntomas mostrados en el último mes han mostrado una imagen mala del Recreativo, sin identidad y acierto tanto en labores defensivas como en la faceta ofensiva. Una mala racha, de cinco jornadas sin perder -dos empates y tres derrotas, estas de forma consecutiva-, que han colocado al Decano décimo en la tabla clasificatoria con 14 puntos -cuatro victorias, dos empates y cinco derrotas-, a tres del playout de permanencia y descenso y a seis puntos de los puestos de playoff de ascenso a Segunda División.

Unos números que acrecientan la importancia del encuentro ante el Villarrubia. Un choque en el que, con mucha seguridad, volverá Sergio Jiménez tras su baja ante el Recreativo Granada por sanción federativa y en el que tiene muchas opciones de partir de inicio Rubén Cruz.

Las reducidas condiciones del estadio, el hecho de que el césped sea artíficial y la necesidad de meter mas mordiente en el ataque hace que Cruz tenga muchas opciones de ser titular. En sustitución de Chuli o acompañando al onubense para fijar los centrales rivales o desplazarlo para dar mas movilidad a Chuli, las condiciones del delantero utrerano de 34 años, hábil a balón parado tanto por arriba como a la hora de aguantar balones, su perspicacia e intuición, experiencia y buena colocación en área rival lo convierten en una opción muy interesante para un Monteagudo que lo conoce de su etapa en Cartagena.

No obstante, Rubén Cruz ha demostrado su olfato goleador en el pasado. Después de varias temporadas por Betis B, Estepona, Melilla y Écija, sacó a relucir su acierto cara a rival siendo el auténtico killer del Albacete en la temporada 2013/2014, cuando consiguió 26 goles (23 en la temporada regular y tres en playoffs) en 39 partidos (36 en la competición y 3 en la promoción de ascenso), siendo indispensable para el ascenso del cuadro albaceteño a Segunda División. Una categoría, la de plata, en la que firmó 10 goles en 37 partidos, una cifra importante pero que no terminó por ser clave para lograr la permanencia del Albacete.

Después, tras una temporada y media con sinsabores en el Cádiz, volvió a la categoría de bronce para enrolarse en las filas del Cartagena durante las temporadas 17/18 y 18/19. Equipo en el que coincidió con Monteagudo en la primera, haciendo 11 tantos en 23 encuentros mientras que en la segunda materializó 8 goles en 36 partidos.

Ahora, esta temporada ha pasado a engrosar las filas del Decano en un curso que de momento no está siendo propicio. Una lesión en el minuto 40 del primer partido de la temporada ante el San Fernando ha hecho que se perdiese los cinco siguientes (Talavera, Villarrobledo, UCAM, Merida y Don Benito) y que en los siguientes cinco disputase solo 87 minutos (Atlético Sanluqueño, Balompédica Linense, Marbella, Cartagena y Recreativo Granada). Una circunstancia que ha hecho que no haya cogido ritmo de competición pero la acumulación de minutos en las ultimas cinco jornadas, le ha permitido tener opciones de ser de la partida en Villarrubia.

image_pdfPDFimage_printIMPRIMIR
To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies