Recordando a Iván Rosado

El delantero onubense dejó un gran recuerdo entre los aficionados recreativistas con su etapa de cinco temporadas en el viejo Colombino convirtiéndose en el máximo goleador onubense de su historia y el segundo de la clasificación total
Iván Rosado es el máximo goleador onubense de la historia del Recre y el segundo máximo de la historia. Fuente: Imagen de archivo
photo_camera Iván Rosado es el máximo goleador onubense de la historia del Recre y el segundo máximo de la historia. Fuente: Imagen de archivo

Iván Rosado es el máximo goleador onubense de la historia del Recreativo de Huelva y, el segundo máximo anotador histórico, con 75 goles en 144 partidos, por detrás del histórico atacante uruguayo, Jesús Alzugaray.

El icónico punta estuvo durante cinco temporadas defendiendo los colores del equipo de su ciudad antes de dar el salto a Segunda División, concretamente en las filas del Rayo Vallecano en el verano de 1997.

Juan Manuel Rosado, conocido como Iván Rosado porque como el explica en una entrevista realizada en 2003 al Diario As "cuando tenía un mes de vida me empezaron a decir que era un niño terrible y de ahí viene lo de Iván. Por Iván el Terrible".

Su padre, Cándido Rosado, es otra leyenda del Decano y estuvo dirigiendo al club albiazul en cuatro partidos de la 1979-80 y en la 91-92, durante trece encuentros.

La temporada 1992-93, el canterano onubense debutó con la primera plantilla del Recre en un encuentro contra el Xerez en el viejo Colombino un seis de septiembre. Aquella campaña jugó 7 partidos en la extinta 2ªB anotando en la última jornada, para salvar un punto en el minuto 90 de un duelo contra el Poli Ejido (2-2).

A la campaña siguiente, Iván se asentó en el equipo marcando once tantos en 28 partidos disputando el play-off de ascenso a Segunda División

Ya en el curso 95-96, los números del choquero empezaron a dispararse con 19 goles en 40 partidos entre la liga y la Copa del Rey. Asimismo, en la 96-97 marcó 16 tantos en 25 encuentros.

Pero, su mejor curso realizador que sigue siendo el récord absoluto de un jugador del Decano en una temporada, llegó en su última campaña en el Recre.

Iván Rosado perforó la portería rival en nada más y nada menos que 28 ocasiones jugando 44 partidos. Una cifra que nadie ha igualado hasta el momento y, que parece complicado que suceda pronto.

Aquella temporada Iván demostró ser uno de los mejores jugadores de la categoría de bronce, y pese a que no consiguiera ascender con el equipo de su ciudad, dejó un enorme recuerdo entre los aficionados.

De ahí, el delantero saltó al Rayo Vallecano donde estuvo durante dos campañas marcando 12 goles en 55 encuentros. En el verano de 1999, Rosado arribó al Osasuna, equipo en el que más temporadas jugó con un total de seis.

El delantero centro dejó muy buen recuerdo en el Sadar marcando 37 goles en 154 partidos y convirtiéndose en todo un ídolo para los rojillos. Además, estuvo durante un curso, el 2005-06 en el Xerez marcando dos goles, y dos campañas más en el Málaga.

En 2008, Iván colgó las botas tras más 400 partidos y 130 goles tras conseguir su segundo ascenso a Primera División, el anterior fue con el Osasuna en la 99-00, en las filas de los boquerones.