El Sporting de Huelva se vacía

El club onubense ha comunicado que todas las jugadoras de la primera plantilla y el cuerpo técnico no seguirán en el equipo para la próxima temporada en las que las espartanas competirán en la Primera Federación Femenina
Muchas de las jugadoras de esta imagen vivieron su último encuentro con el Sporting de Huelva el pasado viernes 14 de junio. Fuente: Twitter oficial del Sporting de Huelva
photo_camera Muchas de las jugadoras de esta imagen vivieron su último encuentro con el Sporting de Huelva el pasado viernes 14 de junio. Fuente: Twitter oficial del Sporting de Huelva

El Sporting de Huelva ha comunicado que todas las jugadoras de la primera plantilla y el staff técnico, liderado por el entrenador Paco Pichardo, no continuarán en el club de cara a la próxima temporada.

De este modo, se queda vacío el club albiazul que luchará el próximo curso por regresar a La Liga F, tras su descenso de esta temporada al haber finalizo colistas de la competición doméstica.

Hace unas semanas que varios pilares del equipo anunciaban su marcha como fue el caso de las jugadoras con más partidos en la historia del club, Patri Ojeda y Sandra Castelló.

Asimismo, se anunció la salida de Chelsea y Paula Romero. Después, le llegó el turno a la internacional venezolana, Raiderlin Vargas y la joven promesa ayamontina, Bárbara López, cuyo futuro apunta al Madrid CFF.

Por lo tanto, se pone el punto y final a una etapa de 18 temporadas consecutivas compitiendo en la élite y todas las jugadoras del equipo que ha descendido en la temporada 2023-24 no seguirán vinculadas al conjunto onubense.

Así pues, se irá viendo una llegada masiva de fichajes en las próximas semanas con el objetivo claro de regresar a Primera División cuanto antes apoyándose en la cantera y con la llegada nuevas jugadoras que impulsen el proyecto.

Además, el staff técnico liderado por Paco Pichardo tampoco seguirá ligado al Sporting de Huelva. El entrenador onubense accedió al cargo el pasado mes de marzo en detrimento de Iván Rosado y no consiguió revertir la situación terminando la campaña con nueve puntos y un descenso inevitable.